Principal

AL DIA con el especialista Productos especializados Vs. tradicionales

Productos para personas con diabetes Vs. productos tradicionales



Es una tendencia creer que los alimentos especializados para personas con diabetes pueden ser consumidos única y exclusivamente por personas que padecen esta patología.  Creencias como esta debe ser rebatida debido a que existen en el mercado suplementos nutricionales, chocolates, endulzantes, etc., de venta libre que pueden ser consumidos por cualquier persona siendo incluso más beneficiosos para el buen funcionamiento del organismo siempre y cuando no cuenten con restricción médica o contraindicación.


“Un plan saludable de alimentación para personas con diabetes generalmente es igual al plan de comida saludable de cualquier persona: bajo en grasa (especialmente grasas saturadas y trans), consumo moderado de sal y azúcar, alimentos con granos integrales, vegetales y fruta”, de manera que si el alimento es apto para personas con diabetes, no necesariamente se limita a ese grupo de personas, cualquier persona que desee mejorar sus hábitos alimenticios o tener una alimentación balanceada los puede consumir teniendo en cuenta las contraindicaciones que por lo general se especifican en las etiquetas.
 
“Los alimentos con carbohidratos pueden ser parte de un plan de alimentación saludable, pero la clave es el tamaño de la porción. Los panes, cereales, fideos y arroz de grano integral, así como las verduras con carbohidratos como las papas, arvejas y maíz pueden ser parte de sus comidas y meriendas.
 
¿Quiere saber cuántos carbohidratos puede comer?

Empiece por 45-60 gramos de carbohidratos por comida o de tres a cuatro porciones de alimentos que contengan carbohidratos, puede necesitar más o menos carbohidratos en las comidas según cómo se controle la diabetes”[1].

Los postres y dulces no están del todo restringidos para las personas con diabetes,  se pueden consumir como parte de un plan de alimentación saludable combinado con una rutina de ejercicios. Lo importante es no exceder el tamaño de la porción y reservarlos para ocasiones especiales, de tal forma que las comidas se enfoquen en alimentos más saludables.

Cuando una persona es diagnosticada con diabetes debe cuidarse el paciente y todo su núcleo familiar por dos motivos:
 
  • La tendencia hereditaria.
  • La reorganización de hábitos para acompañar a la persona diagnosticada.
 
Por ello toda la familia debe alimentarse de una manera sana, equilibrada y rica al paladar. Todo el núcleo familiar puede consumir los productos elaborados para personas con diabetes, ya que serán aportes de alto valor nutricional para su cuidado y así podrá mantener equilibrio en la conservación de su salud física y mental.

 
JULIETH VELANDIA GARCIA
Comunicador Social y Periodista
Universidad de La Sabana
Gestor de Contenidos Web- DIABETRICS
Educador en Diabetes- ACD


[1] http://www.diabetes.org/es/informacion-basica-de-la-diabetes/mitos/, American Diabetes Association, Información básica de la Diabetes- Mitos sobre la diabetes.